Absuelven a cuatro funcionarios del OS7 de Carabineros acusados de tráfico y asociación ilícita

Fueron acusados por la Fiscalía de Arica por los delitos de tráfico de drogas, asociación ilícita y falsificación, y el 29 de enero de este año fueron absueltos de todos los cargos.

Tras 103 días de juicio y más de 90 testigos, se dio a conocer la lectura de sentencia que absolvió a cuatro funcionarios de OS7 de Carabineros y a tres civiles acusados en el Caso conocido como OS7 de Arica, en el que el Ministerio Público pretendía imponer una sentencia de 40 años de privación de libertad para los funcionarios policiales involucrados en este hecho.

Entre los absueltos se encuentra el mayor (R) Victor Rodriguez Huerta y el capitán (R) Leonardo Vilches Sepúlveda -representados por el defensor particular Alejandro Peña y Eduardo Riquelme-, al sargento (R) Nelson Gavilán Santos, representado por la defensora penal pública Paola Sepúlveda, y del sargento Fernando Vidal Fabres, representado por el defensor penal público Alejandro Cox, y a los civiles, el transportista F.S.R., representado por el defensor privado Esteban Basaure; el chofer L.G.F., defendido por Carlos Opazo, y el civil F.A.Y., representado por el abogado particular Renato Solar.

Alejandro Cox, defensor penal público, explicó que darse cuenta desde el inicio que no habían fundamentos para que los funcionarios de Carabineros estuvieran detenidos fue doloroso: “Siempre estuvo en conocimiento el Fiscal, ya que él dio las ordenes antes de las detenciones, entonces el cuestionamiento hecho por la fiscalía a los procedimientos de la policía no tenían ningún fundamento y eso hacia doloroso el actuar, el ver que por hechos que eran lícitos los Carabineros estaban detenidos generaban una gran molestia”.

De acuerdo a la Defensora Paola Sepúlveda,  el único Carabineros que ha vuelto a sus funciones ha sido su defendido, el sargento (R) Nelson Gavilán Santos, aunque estima que dentro de los próximos semanas esperan la reincorporación de los demás funcionarios policiales.

Sentencia

En la audiencia de sentencia, el tribunal informó de la absolución de todos los cargos imputados por el Ministerio Público y aclaró durante la lectura que los hechos fueron parte de un procedimiento policial dirigido por y bajo el conocimiento del fiscal Manuel Gonzalez, confirmándose así que él conocía la diligencia y que autorizó el ingreso del informante con la droga en el procedimiento de septiembre. En tanto, la sentencia se aclara que de acuerdo a la detención del 5 de agosto del 2014, estas fueron realizadas bajo el conocimiento absoluto del fiscal.

Además, la sentencia destaca que, nunca hubo riesgo de afectación a la salud pública, sino que se trató de un procedimiento policial en que la droga estuvo custodiada y luego fue destruida en su totalidad. Por último, se ratificó en el veredicto que los únicos responsables de tráfico fueron los extranjeros dejados en libertad por la Fiscalía, destacando que el ente persecutor no acreditó la inocencia de Marco Riveros, que era uno de los traficantes.

Finalmente, se condena al Ministerio Público, al Consejo de Defensa del Estado y a la Intendencia de Arica al pago de las costas de la causa, “pues conforme a la prueba rendida, resulta inexplicable la actitud del persecutor y querellantes en este juicio, pues las mismas han pretendido una condena penal, en un procedimiento de legalidad cuestionada, que denota de una torcida investigación”, de acuerdo a lo que se menciona en la sentencia escrita.

Finalmente, se está a la espera de la decisión que el Ministerio Público recurrirá en contra de la sentencia ante la Corte de Apelaciones de Arica o en la Corte Suprema.

EA/rb

[wbcr_php_snippet id="27241"]

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.