Seremi Briceño: Termoeléctrica “arriesga revocación de permiso y cese definitivo”

“La única postura de este Gobierno Regional es hacer valer los más altos estándares ambientales”, enfatizó el seremi del Medio Ambiente, Renato Briceño, tras las declaraciones del comunicado de prensa emitido por la empresa Rurelec, propietaria del proyecto Central Termoeléctrica Parinacota.

La autoridad regional señaló que la Resolución de Calificación Ambiental (RCA) que autoriza la instalación de la termoeléctrica, fue aprobada el año 2009, cuando los estándares medioambientales eran distintos, menos exigentes que los actuales. “En esa fecha no existía el Ministerio del Medio Ambiente, el Servicio de Evaluación Ambiental (SEA), un ente fiscalizador como la Superintendencia del Medio Ambiente, ni tampoco los Tribunales Ambientales”, agregó.

Además, explicó que  desde el año 2011 se estableció la Norma Primaria de Calidad Ambiental para Material Particulado Fino Respirable MP 2,5 reemplazando a la MP 10 que existía hasta ese momento, haciéndola un 75% más exigente en relación con las actividades industriales que generan emisión de contaminantes a la atmósfera, como lo es una termoeléctrica. En este sentido, el seremi reiteró que “cualquier empresa debe demostrar un cabal cumplimiento de los actuales estándares que exige la Ley, haya sido el proyecto aprobado antes o después del 2011. De no hacerlo, arriesga la revocación del permiso y por lo tanto, el cese de sus funciones de manera definitiva”.

Respecto a la declaración de la empresa, que indica que la actual Comisión de Evaluación Ambiental (CEA) Regional habría optado por este proyecto sobre una nueva iniciativa con modificaciones planteada por Rurelec, el director regional del Servicio de Evaluación Ambiental, Mauricio Gutiérrez, precisó que “no es función de la CEA optar por uno u otro proyecto, esa es decisión de la empresa.  En septiembre del 2014 le explicamos claramente a la empresa que las modificaciones al proyecto debían pasar por el Sistema de Evaluación Ambiental  y debían realizarse los estudios correspondientes, ateniéndose  a la legislación vigente, y   hasta el momento no han ingresado  un  nuevo proyecto.”

Gutiérrez, explicó que para poder iniciar actividades en el sector, se requiere de un cambio de uso de suelo, el cual no ha sido solicitado al Ministerio de Vivienda y Urbanismo. Igualmente, desde la Municipalidad de Arica se informó que el proyecto no cuenta con los permisos necesarios de la Dirección de Obras Municipales.

EA/rb

[wbcr_php_snippet id="27241"]

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.