Buenas proyecciones avisora el actual Ministro de Hacienda Alberto Arenas.

Según Arenas, “estamos pasando a una fase de un cauto optimismo”

En seminario en la Cepal, Alberto Arenas reiteró el compromiso del Gobierno de converger a balance estructural de 0% en el Presupuesto 2018. En relación al alza en las expectativas de crecimiento para 2015, según la encuesta del Banco Central, destacó que “se está dejando atrás el pesimismo y estamos pasando a una fase de un cauto optimismo”.

Explicó que “en el segundo semestre de este año vamos a enviar al Congreso una nueva Ley de Responsabilidad Fiscal, porque vamos a continuar avanzando en esta dirección que nos ha dado tanta estabilidad social”.

“Nos hemos comprometido a seguir avanzando en la línea de la responsabilidad fiscal. En el segundo semestre de este año enviaremos al Congreso una nueva Ley de Responsabilidad Fiscal, porque vamos a continuar avanzando en esta dirección que nos ha dado tanta estabilidad social, a las instituciones y a la economía”. Así lo aseguró esta  mañana el ministro de Hacienda, Alberto Arenas, en el marco de su presentación en el XXVII Seminario Regional de Política Fiscal, organizado por la Comisión Económica para América Latina y El Caribe (Cepal), a través de su División de Desarrollo Económico.

El secretario de Estado destacó la solidez de la política fiscal en el país, valoró la regla de balance estructural y reiteró el compromiso del Gobierno en cuanto a converger a un balance estructural en el Presupuesto 2018: “Lo que nosotros hemos dicho es que queremos alcanzar en 2018 un balance estructural de 0%”.

El Balance Estructural es un indicador del balance presupuestario del Gobierno Central basado en el supuesto de un precio del cobre en su nivel de mediano plazo y de la actividad económica en su nivel de tendencia. Al aislar el efecto de movimientos cíclicos sobre los ingresos fiscales, este indicador entrega una medida de la sostenibilidad de los niveles de gasto incorporados en el presupuesto.

En esta línea, Alberto Arenas dijo que en 2015 “tendremos una política fiscal contracíclica, y en ese marco es bastante obvio que podríamos contar con un año fiscal donde tuviéramos cifras que fueran no tan auspiciosas como las de 2014, pero básicamente lo importante es ver la trayectoria. En nuestra programación financiera hemos presentado una trayectoria que de una u otra forma coloca en el 2015 una meta y de ahí en adelante lo que hace es alcanzar ese 0% en términos estructurales en el Presupuesto 2018”.

El ministro insistió en que “cuando uno habla de balance estructural hay distintas variables que lo afectan. Tan importante como eso es generar una señal en el mercado respecto de cómo o cuál va a ser el marco de política fiscal. El marco de política fiscal en ese contexto da seguridad, información y lo más importante: da credibilidad para implementar distintas políticas públicas”. Agregó que “cuando hay estabilidad para el financiamiento de la política social, hay condiciones para un crecimiento sustentable”.

Enfatizó en que “una política fiscal ordenada y contracíclica es parte sustantiva de una economía sana. En ese sentido decimos que Chile tiene las bases sanas porque tiene una política monetaria expansiva; una política fiscal contracíclica; un tipo de cambio alto que fomenta las exportaciones; nivel de precios controlado. Están dadas todas las condiciones para que el país efectivamente logre una senda de crecimiento, que es lo que todos esperamos”.

El jefe de las fianzas públicas manifestó que “por muchos años hemos invertido en una política fiscal, que hoy es un gran activo. Es un patrimonio que tiene Chile, que va más allá de las finanzas públicas, porque permite traspasar esa cultura al diseño de políticas públicas. Es así como enfrentamos los temas en vivienda, en el pasado lo hicimos con pensiones y es cómo hoy estamos enfrentando las reformas en educación o cuando antes se hizo la reforma a la salud”.

El ministro Arenas aseguró que “el balance estructural ha permitido reducir el carácter procíclico de la política fiscal; ha aumentado la credibilidad del fisco chileno y del país como emisor de deuda internacional”.  En este punto destacó la colocación en diciembre pasado de un bono soberano.

Alberto Arenas acotó que el balance estructural ha permitido que “los inversionistas sigan confiando en la economía chilena y, entre otras cosas, en nuestros sólidas finanzas públicas. Ha permitido también resguardar la competitividad del sector exportador, junto con reducir la necesidad de contar con financiamiento externo, y ha asegurado la sustentabilidad del financiamiento de las políticas sociales”.

Insistió en que “el balance estructural tiene importantes efectos macroeconómicos y también microeconómicos, otorgando un seguro al financiamiento de los gastos en protección social”.

Aumento de carga tributaria

Durante su exposición, el titular de Hacienda se refirió a la Reforma Tributaria, aprobada por el Congreso en septiembre del año pasado. Destacó que la primera de las reformas estructurales de la Presidenta Bachelet, “permite aumentar la carga tributaria en 3,02% del PIB para financiar, con ingresos permanentes los gastos permanentes de la Reforma Educacional, de otras políticas del ámbito de la protección social y reducir el déficit estructural en las cuentas fiscales”. Subrayó que el cuerpo legal “permite avanzar en equidad tributaria, mejorando la distribución del ingreso, junto con introducir nuevos y más eficientes mecanismos de incentivos al ahorro e inversión”.

Agregó que se avanza en medidas que disminuyan la evasión y la elusión. “La Reforma Tributaria es un gran paso hacia la construcción de un Chile más justo e inclusivo”, sostuvo.

Reiteró que “la Reforma Tributaria ha sido bastante exitosa, porque una reforma tiene distintas etapas: primero vino el diseño, luego vino su aprobación en el Congreso y hoy estamos en plena implementación, la que estamos haciendo desde el primer día que está publicada la ley, el 29 de septiembre del año pasado. Hemos estado implementando la reforma, se ha estado recaudando ya en 2014. Hay una meta de recaudación para 2015”.

América Latina

El jefe de las finanzas públicas también se refirió a la recaudación tributaria de América Latina. Al respecto, sostuvo que existen amplias diferencias con los países de la OCDE, en términos de nivel y estructura.

“En 2011, la recaudación por impuesto a la renta de las personas en la OCDE alcanzó 9% del PIB, mientras que en América Latina fue del 1,5% del PIB”, sostuvo.  Asimismo, destacó que “para nosotros es muy importante entender que hay que evaluar un nuevo enfoque en la tributación en América Latina, que no sólo tiene que ver con recuperar ciertos niveles consistentes con el crecimiento económico de cargas tributarias en nuestros países, sino  básicamente en la estructura y la administración tributaria de estos sistemas, que son base para la consolidación de una política fiscal sustentable”.

Sobre los desafíos de la región, el ministro de Hacienda dijo que “debe avanzar en reformas estructurales para reducir la desigualdad e impulsar el crecimiento”. Agregó que “en el marco de la política fiscal estas reformas dicen relación con la sustentabilidad en el financiamiento de las políticas públicas de largo plazo, la transparencia y la gobernabilidad”.

Encuesta de Expectativas Económicas

Al término del seminario, consultado por la prensa sobre la revisión al alza en las proyecciones de crecimiento del país en 2015, según la Encuesta de Expectativas Económicas publicada esta mañana por el Banco Central, el ministro de Hacienda dijo que “se está dejando atrás el pesimismo y estamos pasando a una fase de un cauto optimismo. Las proyecciones ya no están revisándose a la baja, sino que al alza, y en ese sentido el llamado es a seguir trabajando y a velar por este pequeño optimismo que tenemos; velar por las expectativas y consolidarlas, porque el objetivo es que en 2015 el crecimiento económico traiga bienestar para todos los chilenos y sea mayor que en 2014. La noticia de la actividad de enero de 2015 es una buena noticia y lo que está haciendo es afianzar las expectativas; y en eso hay que seguir trabajando día a día”.

EA/Comunicaciones Ministerio de Hacienda

/