¿Futuro Campeón?: Miguel Ángel González trabaja duro para poder llegar a la máxima altura que un boxeador puede aspirar.

Miguel “el aguja ” González, la nueva esperanza del box chileno

Por Jorge Alejandro Márquez / Foto: Bill Torres 

Un ojo en el extremo opuesto a la punta por donde se pasa el hilo es la fórmula y composición de “el aguja”, el concepto de supervivencia del boxeador chileno que asoma, a pasos agigantados, como la gran promesa del boxeo nacional. En ese trayecto calcula, conecta, adormece y triunfa. El año 2015 Miguel Ángel González Nieto (25/1/0/ 5ko) alcanzaba la corona Latina de los Súper Mosca de la Asociación Mundial de Boxeo (AMB). No es una efeméride ese logro, sino el comienzo de esta historia.

El cuadrilátero del Estadio México fue el escenario  y el argentino Luis Mosquito Lazarte el rival y víctima del chileno en aquella oportunidad. Fue un escollo con sobradas muestras de oficio y calidad técnica, cualidades que llevaron al marplatense a dominar la categoría a nivel mundial. El Aguja lo clavó y conquistó el cetro tras una pelea complicada en la cual el boxeador renquino exhibió credenciales y grandes muestras de carácter.

Al año siguiente, con el Teatro Caupolicán como escenario, y frente a otro boxeador argentino, El Aguja se vio las caras ante el complicado Carlos “Bad Boy” Ruíz. El resultado fue similar al obtenido ante Lazarte. González cantó victoria y retuvo el título al imponerse en decisión unánime en las tarjetas con guarismos de 116-111, 115 – 114 y 115 – 113, y con ello alcanzó la faja que alguna vez supo conquistar el mítico y legendario Martín Vargas, una gloria del boxeo chileno y referente natural de González.

Anterior a este pleito, el renquino había dado cuenta de Edgard Martínez y a comienzos de este año se rumoreó incluso sobre la posibilidad de enfrentar por el título mundial AMB al británico Khalid Yafai, pero pese a que hubo negociaciones, éstas no llegaron a buen puerto.

Ahora hay un nuevo desafío. En el horizonte del chileno asoma la joya Colombiana. Anuar Salas (20/4/0/ 12 KO.). Para salir airoso y seguir con aspiraciones de alcanzar el cetro ecuménico, El Aguja tendrá que sortear exitosamente este obstáculo de la contienda central que se desarrollará en el Club México el próximo 11 de agosto.

El boxedor nacional, que vivió varios años en Argentina, quiere lograr lo que ni Martín Vargas ni Estanislao Loayza ni Arturo Godoy ni Godfrey Stevens, entre otros, pudieron conseguir sobre el ensogado. La ambición del renquino es lisa y llanamente conquistar la faja mundial, un sueño que no es una utopía, un sueño que se puede plasmar dentro de muy poco sí es que sigue trabajando con el mismo apego y profesionalismo. 

EA/jm/foto: bill torres/css

/