Bachelet en MERCOSUR: “Queremos enfocarnos en lo que nos une: valores, principios, preocupaciones y metas”

Hasta el Hotel Intercontinental de Mendoza, llegó la Jefa de Estado, Michelle Bachelet, para participar de la Cumbre de Jefes de Estado de los países que componen el Mercado Común del Sur, correspondientes a Argentina, Brasil, Paraguay, Uruguay y Bolivia; además de los Estados Asociados que son Chile, Colombia, Ecuador, Guyana, Perú y Surinam, y sus invitados especiales, que en esta oportunidad tuvo como país principal a México.

La apertura de la jornada de trabajo estuvo a cargo del Gobernante argentino, Mauricio Macri, quien ejerce la Presidencia Pro Témpore del MERCOSUR. Luego, las autoridades presentes recibieron el del Mercado Común (CMC) a cargo del ministro de Relaciones Exteriores y Culto de Argentina, Jorge Faurie, para dar paso a un diálogo de trabajo.

Durante su intervención, la máxima autoridad de nuestro país recalcó que “la política exterior de Chile pone en el centro de su quehacer a nuestra región, y, por lo tanto, ve en el MERCOSUR un espacio de tremenda relevancia para la acción conjunta. Esto es así porque tenemos el convencimiento de que el desarrollo al que aspiramos -justo, inclusivo y sustentable- solo es alcanzable a través de esfuerzos comunes, y que la integración y la cooperación son herramientas indispensables para llegar a ese destino”.

Igualmente, puso énfasis en la larga trayectoria del trabajo conjunto, recordando que “hace más de veinte años nos convertimos en el primer Estado Asociado al MERCOSUR, a través del Acuerdo de Complementación Económica número 35, un hito en nuestra apertura económica. Desde entonces, nuestra relación ha estado marcada por el diálogo político y la construcción de consensos para profundizar los vínculos que nos unen. Hemos participado activamente en todas las instancias y reuniones que se han llevado a cabo, reafirmado de este modo -año a año- la importancia que mi país le asigna al Mercado Común del Sur”.

El bloque es el cuarto socio comercial de nuestro país, con un intercambio de 12.311 millones de dólares en el 2016, y el 48,6% de la inversión exterior nacional -que supera los 55 mil millones de dólares- tiene como destino estos países.

La Presidenta Bachelet subrayó que “el MERCOSUR no es sólo comercio. Este mecanismo ha hecho una importante contribución al diseño e implementación de políticas públicas en materia de democracia y derechos humanos, justicia social, cultura y migraciones, lo que se ha reflejado en compromisos de los Estados partes y asociados” e informó que “Chile ha culminado el proceso de ratificación del Protocolo de Asunción sobre el Compromiso con la Promoción y Protección de los Derechos Humanos del MERCOSUR, el que será promulgado a la mayor brevedad”.

La Mandataria también destacó el acercamiento entre MERCOSUR y la Alianza del Pacífico en el último año. “Es una muestra palpable que es posible e indispensable avanzar en algo que nosotros dijimos desde que llegamos al Gobierno: que es posible avanzar en la convergencia en la diversidad, que no tenemos por qué todos pensar igual, tener los mismos modelos, pero sí podemos definir crear sinergia entre dos mecanismos de integración”, y agregó que mientras nuestro país ejerció la Presidencia Pro Témpore del bloque, durante el año pasado, “hemos impulsado la cercanía con el MERCOSUR y hoy contamos con una hoja de ruta concreta que nos permitirá avanzar en ese proceso. Lo que hace pocos años era impensable, hoy es una realidad”.

Asimismo, afirmó que esta política de convergencia que lleva a cabo Chile apunta a que “estamos seguros de que un diálogo franco entre los mecanismos contribuirá a potenciar el comercio y las inversiones entre los países miembros de ambos bloques. Queremos enfocarnos en lo que nos une, en los valores, principios, preocupaciones y metas que compartimos”.

Finalmente, la Jefa de Estado se refirió a la situación que vive Venezuela, reiterando: “la necesidad urgente de un diálogo creíble entre el Gobierno y la Oposición, con el fin de conseguir lo que todos queremos aquí, una salida democrática, pacífica, a la actual crisis de este país hermano. Y seguiremos estando siempre disponibles para colaborar con cualquier esfuerzo razonable y eficaz que nos permita evitar la polarización, la violencia y la ausencia de consensos básicos”.

EA

/