El occiso tenía 7 puñaladas. La BH de Arica investiga el hecho de sangre que podría derivar en un ajuste de cuentas.

¿Ajuste?: Investigan la muerte de un hombre en el centro de Arica

La Brigada de Homicidios de la Policía de Investigaciones realiza intensas diligencias para esclarecer el asesinato de un hombre adulto, quien recibió siete puñaladas durante la madrugada de ayer martes en pleno centro de Arica.

La víctima fatal, identificada como H.H.R.G., de 37 años de edad, fue encontrada por un transeúnte, frente al número 380 de calle San Marcos, a escasa distancia del edificio consistorial, teatro municipal e iglesia catedral, entre otros lugares emblemáticos de la ciudad.

El jefe de la BH Arica, comisario Carlos Bartheld, indicó que, según los primeros exámenes externos realizados al cadáver por los detectives especializados, se estima que la persona dejó de existir cerca de las 03:30 de la madrugada.

Concurrimos al sitio del suceso para hacernos cargo de la investigación de este caso, ante el llamado de la fiscal de turno, e inmediatamente iniciamos una serie de diligencias orientadas a esclarecer la dinámica de los hechos, tales como la búsqueda de testigos y el análisis criminal de la evidencia”, dijo el oficial.

Los investigadores recuperaron un cuchillo cocinero que se está barajando como la posible arma homicida, sin embargo, se deberá esperar la autopsia del Servicio Médico Legal para confirmar o descartar ésta y otras hipótesis iniciales.

La víctima tiene distintas lesiones, pero aparentemente hubo una en la zona de la clavícula izquierda que pudo haber sido más determinante que las demás en su deceso, lo que también deberá ser precisado por los exámenes forenses”, explicó.

Para un estudio más acabado del sitio del suceso, la BH contó tanto con el trabajo científico-técnico de peritos del Laboratorio de Criminalística institucional como con la opinión experta de un facultativo médico, destinado por la Policía de Investigaciones para ofrecer una idea más completa de la dinámica criminal a los detectives del área.

Asimismo, se confirmó que en noviembre del año pasado la víctima estuvo entre los imputados de un bullado caso de secuestro ocurrido en Arica. En aquella oportunidad la PDI logró rescatar con vida, desde un prostíbulo clandestino, a un hombre que había sido retenido contra su voluntad, por los dependientes de dicho local, al no contar con dinero para saldar una deuda por servicios sexuales, consumo de alcohol y drogas.

Al cierre de este informe, la PDI intensificaba las primeras diligencias para aclarar lo ocurrido y dar con el paradero de los responsables de este crimen.

EA

/